VALOR PRONÓSTICO DE LOS ANTICUERPOS ANTI-CHLAMYDIA PNEUMONIAE EN LA CARDIOPATÍA ISQUEMICA.

Autor: GONZALEZ CASTAÑEDA CANDELAS
Año: 1999
Universidad: VALLADOLID
Centro de realización: UNIVERSIDAD DE VALLADOLID
Centro de lectura: MEDICINA
Director: PEREZ CASTRILLON JOSE LUIS
Tribunal: JIMENO CARRUEZ ANTONIO , JIMENEZ LOPEZ ANTONIO , GONZALEZ VILLARON LUIS , MARTIN ESCUDERO JUAN CARLOS , DUEÑAS LAITA ANTONIO
Resumen de la tesis

INTRODUCCION Actualmente la aterosclerosis es la mayor causa de morbimortalidad en el mundo occidental y los factores de riesgo cardiovascular conocidos, no explican completamente las variaciones en la prevalencia de esta enfermedad. Se ha mostrado la relación existente entre la incidencia de ateroscleorosis y la presencia de microorganismos infecciosos entre ellos la C. Pneumoniae. ASOCIACION ATEROSCLEROSIS Y CHLAMYDIA PNEUMONIAE Epidemiología; fuera de nuestro país se han realizado numerosos estudios fundamentalmente seroepidemiológicos abundando en esta interesante asociación, pero sin llegar a poder establecerse en cualquier caso una relación causal de esta patógeno con la enfermedad coronario. En contraste con esto hay estudios que no apoyan esta asociación (Ridker y cols.) Diferentes autores (Grayston y cols.) llevaron a cabo estudios donde demostraron la presencia de C. Pneumoniae viable por PCR en arterias ateroscleróticas. Mecasnismo de intervención de la C. Pneumoniae enla inestabilidad de la placa de ateroma: Producción de citocinas (INF-y, INF-a, IL-1,IL-6) cuando se multiplica en macrofagos humanos in vitro. Producciónd e oxido nítrico, cuyo papel es controvertido. Factor NF-KappaB, que promueve síntesis de moléculas de adhesión. Metalproteinasas. CHSP 60 clamydial. OBJETIVOS 1º Determianar prevalencia de anticuerpos Ig G frente a C. Pneumoniae, como indicador de infección crónica o persistente, en nuestro hospital, en la población concardiopatía isquémica y miocardipatía dilatada, así como en un grupo control de referencia. 2º Valorar si la presencia de estos anticuerpos influía de alguna manera en la morbiomortalidad por cardiopatía isquémcia en nuestra población. 3º Evaluar en situación de estabilidad, en pacientes con angina estable si la presencia de anticuerpos modificaba parámetros inflamatorios, como poblaciones celulares o IL-6. CONCLUSIONES 1- La prevalencia de anticuerpos Ig G frente a Chlamydia pneumoniae a título 1/94 en nuestra población con cardiopatía fue similar a la observada en el grupo control. 2- La presencia de anticuerpos Ig G frente a C. Pneumoniae no es un marcador de morbiomortalidad en nuestra población. 3- Los niveles de IL-6 nuestro grupod e pacientes con angina estable fueron superiores a los del grupo control con una asociación estadísticamente signficativa (P=0,001), que apoya la hipótesis que implica el mecanismo inflamatorio en la cardiopatía isqumémica. 4- La presencia de anticuerpos Ig G frente a C. Pneumoniae no es reponsable de la elevación de los nivles de IL-6 en la población estudiada. 5- La presencia de anticuerpos Ig G anti-C pneumoniae no modifica las poblaciones celulares linfocitarias que se activan en los proceos infecciosos en nuestro pacientes con angina estable. 6- La infección por C. Pheumoniae, mediada por anticuerpos Ig G, no participa en la activación de mecanismos inflamatorios que pudieran interveneir en la génesis de la aterosclerosis en nuestros pacientes con angina estable,
Materias relacionadas