VALOR DIAGNOSTICO DE LA DETECCION DE ADN Y DE ARNR DE MYCOBACTERIUM TUBERCULOSIS COMPLEX, EN DISTINTOS TIPOS DE MUESTRAS CLINICAS. UTILIDAD EN EL SEGUIMIENTO DE LOS PACIENTES CON TUBERCULOSIS.

Autor: REBOLLO LOPEZ M. JOSE
Año: 1998
Universidad: COMPLUTENSE DE MADRID
Centro de realización:
Centro de lectura: BIOLOGIA
Director: AGUADO GARCIA JOSE M.
Tribunal: PRIETO PRIETO JOSE , SORIANO GARCIA FRANCISCO , MARTIN MONTAÑES CARLOS , CHAVES SANCHEZ FERNANDO , VALDERRAMA CONDE M. JOSE
Resumen de la tesis

El diagnóstico de la enfermedad tuberculosa es fundamental para interrumpir la cadena de transmisión, identificando las fuentes de transmisión y esterilizándolas mediante una quimioterapia adecuada. Tradicionalmente, el diagnóstico de la tuberculosis se ha basado en el examen microscópico de las muestras, seguido del cultivo para identificar la especie y estudiar la sensibilidad. Estas técnicas tienen indudables limitaciones que reflejan la necesidad de nuevos métodos diagnósticos más rápidos y sensibles. Estas limitaciones son aún más rápidos y sensibles. Estas limitaciones son aún más evidentes en formas clínicas de tuberculosis tales como la meningitis y la pleuritis tuberculosa. La incorporación en el laboratorio de micobacterias de técnicas moleculares tales como la detección de ADN y ARNr de Mycobacterium tuberculosis podría suponer un nuevo impulso en el control de la enfermedad gracias a su sensibilidad y rapidez en la obtención de resultados. Según los resultados obtenidos en el presente trabajo, tanto en el diagnóstico de la pleuritis como de la meningitis tuberculosa, la reacción en cadena de la polimerasa es la técnica de amplificación de ácidos nucleicos que ofrece mejores resultados. Si se combina esta técnica molecular con el cultivo de micobacterias, se alcanzan sensibilidades del 58,5% en el caso de la pleuritis y del 60% en el caso de la meningitis tuberculosa. De los resultados del presente trabajo también se concluye que las muestras de fácil obtención, sangre y orina, son muestras a tener en cuenta en el diagnóstico tanto de la tuberculosis pulmonar (se detecta ADN de M. tuberculosis en muestras de orina y/o sangre en el 41% de los pacientes), como de la tuberculosis extrapulmonar (36%) y de la tuberculosis diseminada (50%), independientemente del estado inmunológico de los pacientes. Con este tipo de muestras podría evitarse el empleo de técnicas agresivas en la obtención de muestras para alcanzar un diagnóstico en el caso de las formas extrapulmonar y diseminada de la enfermedad. Por el contrario, no se ha podido establecer una utilidad clara de la detección de ADN de M. tuberculosis en muestras de sangre y orina en el seguimiento de los pacientes con tuberculosis durante el tratamiento. La detección tardía de ADN de M. tuberculosis no tiene implicaciones negativas en la evolución de los pacientes. Actualmente en el caso de la tuberculosis pulmonar, la detección de ARNr de M. tuberculosis es la técnica más adecuada para la monitorización de estos pacientes; para este fin pueden emplearse incluso muestras de saliva.
Materias relacionadas