FACTORES DE RIESGO DE LOS TRASTORNOS DE COMPORTAMIENTO ALIMENTARIO. UN ESTUDIO PROSPECTIVO DE COHORTES EN NAVARRA

Autor: ALONSO PÉREZ M. YOLANDA
Año: 2003
Universidad: NAVARRA
Centro de realización: FACULTAD DE MEDICINA - UNIVERSIDAD DE NAVARRA
Centro de lectura: MEDICINA
Director: MARTÍNEZ GONZÁLEZ MIGUEL ANGEL
Tribunal: CERVERA ENGUIX SALVADOR , HERRUZO CABRERA RAFAEL , GIL DE MIGUEL ANGEL , BOUSOÑO GARCÍA MANUEL VÍCTOR , LAHORTIGA RAMOS FRANCISCA
Resumen de la tesis

Se seleccionó una muestra representativa de chicas de 12-21 años residentes en Navarra mediante un procedimiento aleatorizado trietapico (municipio por población, según el último censo, centro escolar y aula). Participaron 2862 chicas. La participación fue del 82%. La primera etapa del estudio (Perez-Gaspar et al. Med Clin 2000; 114:481-6) consistió en una valoración de la prevalencia de los trastornos del comportamiento alimentario según criterios DSM-IV aplicados mediante entrevista psiquiátrica, tras una fase de cribado con el instrumento EAT -40 (Eating Attitudes Test) validado en España. La segunda etapa del estudio consistió en un seguimiento prospectivo de 18 meses de las chicas que no habían sido diagnosticadas como casos en la primera etapa y se reevaluaron utilizando criterios DSM-IV, también con una fase previa de cribado usando de nuevo el EAT -40. Se completó con éxito el seguimiento para el 92% de las participantes. Se utilizó un modelo multivariante de regresión logística para valorar la existencia de asociaciones con variables sociodemográficas, hábitos de alimentación, variables antropométricas, uso de los medios de comunicación, hábitos tóxicos y variables psicológicas medidas antes de iniciarse el seguimiento al comienzo del estudio (primera etapa). La autoestima se valoró con la escala AFA y el neuroticismo con la escala de personalidad de Eysenck. Se identificaron 90 casos incidentes (73 de ellos confirmados por entrevista clínica con psiquiatra según criterios DSM-IV) tras 18 meses de seguimiento. Se analizó la edad basal de las chicas observándose que la incidencia de TCA era menor entre los grupos de mayor edad. Observamos que la proporción de chicas que desarrollaban TCA era mayor entre aquellas cuyos padres estaban separados, divorciados o viudos que entre aquellas cuyos padres estaban casados (OR ajustada: 2,0; IC95%: 1,1-3,5). Al analizar el hábito de comer a solas se observó que la incidencia de estos trastornos entre aquellas chicas que habitualmente comían a solas era tres veces mayor (OR ajustada: 2,9; IC95%: 1,9-4,6). Una parte importante de nuestro estudio fue valorar el papel de los medios de comunicaicón en el desarrollo de estos trastornos, observándose un mayor riesgo si existía una alta exposición a la radio y/o a la lectura de revistas para chicas adolescentes (OR ajustadas: 2,1; IC95%: 1,2-3,8). No se encontraron diferencias al valorar las horas dedicadas por las jóvenes a ver la TV tanto durante la semana como los fines de semana. Pero lo más llamativo fue observar que niveles altos de neuroticismo se asociaban a un aumento del riesgo de desarrollar estos trastornos (OR ajustada: 3,3; IC95%: 1,6-4,8 para el cuartil superior) mientras que niveles altos de autoestima resultaban protectores (OR ajustada: 0,32; IC95%: 0,16-0,36 para el cuartil superior). El neuroticismo fue un predictor más fuerte que la baja autoestima.
Materias relacionadas