DISTRIBUCIÓN Y REGULACIÓN DE RESISTINA EN RATA

Autor: NOGUEIRAS POZO RUBEN
Año: 2003
Universidad: SANTIAGO DE COMPOSTELA
Centro de realización: FACULTAD DE MEDICINA
Centro de lectura: MEDICINA
Director: DIEGUEZ GONZÁLEZ CARLOS
Tribunal: CASANUEVA FREIJO FELIPE , SEÑARIS RODRÍGUEZ ROSA MARIA , TENA SEMPERE MANUEL , LEAL CERRO ALFONSO , GUALILLO ORESTE
Resumen de la tesis

La resistina es una proteína de 12.5 kD rica en residuos cisteína (Cys) que es secretada específicamente por los adipocitos y cuya expresión está inducida durante la conversión de preadipocitos a adipocitos maduros, por lo que se le supone una función muy importante como regulador de la adipogénesis. Durante el ayuno su expresión es muy baja en el tejido adiposo pero esta expresión aumenta sustancialmente tras la ingesta o tras la administración de insulina. El objetivo de la tesis ha sido el estudio de la distribución de resistina en diferentes tejidos de rata y la regulación de esta hormona por diferentes factores endocrinos y metabólicos. En nuestros estudios hemos observado que la resistina se localiza en el tejido adiposo pardo, el tracto gastrointestinal, la glándula adrenal, el músculo esquelético, el testículo y la hipófisis. Además, la resistina está regulada de manera tejido-específica. En el tejido adiposo, la resistina presenta un patrón dimórfico y está regulada por las hormonas gonadales, las hormonas tiroideas, el estado nutricional, la gestación, los glucocorticoides y los fármacos antidiabéticos. La resistina expresada en el testículo es regulada por hormonas gonadales, hormonas hipofisarias, estado nutricional y la rosiglitazona. Sin embargo, las hormonas tiroideas, los glucocoriticoides y la metformina no ejercen ningún efecto. La resistina que se expresa en la hipófisis es regulada por las hormonas tiroideas, pero las hormonas gonadales, el estado nutricional y la GH no modifican su expresión. La adiponectina se expresa en la hipófisis y es regulada por las hormonas gonadales, el estado nutricional, las hormonas tiroideas y la GH. Por último, el receptor nuclear gamma activado por la proliferación de peroxisomas está regulado por la GH, pero ni las hormonas gonadales, ni el estado nutricional, ni las hormonas tiroideas participan en su regulación.
Materias relacionadas